Os axóuxeres son obxectos sonoros de cores moi vivas para entreter aos cativos e cativas. Este blogue pretende ser un espazo onde poder realizar o intercambio de experiencias, amáis dunha proposta motivadora de integración das TIC ás miñas clases. Desexo que sexa enriquecedor e motivante para a vosa e a miña formación.

miércoles, 30 de enero de 2013

365 Días de Paz e Ledicia


30 DE XANEIRO DÍA DA PAZ

"TODOS LOS DÍAS DEBEN SER DE PAZ"


CANTO NOS QUEREMOS: POESÍA INFATIL CHEA DE BICOS

La educación en el amor y por la paz empieza dentro de la familia (y Buket Erdogan )

El amor es todo lo contrario que el odio, la violencia, la explotación, el abuso, el terrorismo, el terror, la guerra, el acoso, el desprecio, el llanto, ... El próximo día 30 de enero celebramos el Día Escolar de la No-Violencia y de la Paz y en la escuela se aprovecha para incidir en la importancia de defender la paz, educar contra la violencia. Pero a veces los niños y niñas sólo captan el mensaje "Paz / Guerra", sin ir más allá. Están contra la guerra, todos y todas, pero no acaban de lograr que defender la paz comienza por amar y respetar, primeramente, a las personas que están a nuestro alrededor-familia, compañeros de clase, maestros, amigos, vecinos, etc. -Amar y respetar es la base de una educación para la paz.

De poco nos sirve celebrar con actividades, lúdicas y pedagógicas, ese día y llenar las aulas de "palomas de la paz" si mientras tanto nos burlamos de la compañera por estar gordita, si nos peleamos en el patio porque nos han marcado un gol jugando al fútbol, empujamos por las escaleras al amigo, estamos todo el rato charlando en clase, molestando al maestro e impidiendo que los compañero le escuchan y aprendan, si nos reímos del emigrante extranjero cuando intenta pedir un producto en la tienda y no sabe decirlo bien, insultamos a los jugadores del equipo contrario, explotamos de ira cuando nuestros padres no nos compran lo que queremos, le damos patadas a los perros callejeros,;etc ...;El ejemplo de los adultos es fundamental para educar en la paz y no violencia, no vale llenarse la boca de buenas palabras y actuar de manera diferente: no respetar la opinión de los pequeños, despreciarlos ante un defecto, mostrar nuestra ira, hablar constantemente de una manera peyorativa de los demás, apoyar actitudes fanáticas y un largo etcétera.

Amor y respeto en todo momento, día a día, ante cualquier circunstancia.;Es así como lograremos un mundo mejor, entre todos y todas, grandes y pequeños. 

Se estima y una manera de demostrar el afecto es ... besar. Besos por la paz en este poemita infantil:



¡Cuánto nos Queremos!

Mi mamá me besa 
antes de dormir.
Mi papá me besa
antes de salir.

Mi abuela me besa,
me besa feliz.
Mi abuelo me besa
y me Hace reír.

Yo beso a mí hermano,
el me besa a mí
en la punta Misma
de Nuestra nariz.

Esta es mi familia.
¡Besos para ti!

UN POEMA PARA LA PAZ


Donde veas
que el látigo o la espada se levantan

que la prisión redobla sus cerrojos

que los fusiles amenazan muerte

acércate y, a pecho descubierto,

lanza un tremendo NO que salve al mundo

La ilustración es de Sasha Ivoilova

paz_lana-shislovskaya-wynne1.jpg


PUK Y EL MURO


EL OSITO




No quiero, no, no más guerras y violencia!: poesía de Ángela Figuera

... i també la meu opinió! -il. Manon Gauthier-

No quiero

NO quiero
que los besos se paguen
ni la sangre se venda
ni se compre la brisa
ni se alquile el aliento.
No quiero
que el trigo se queme y el pan se escatime.
No quiero
que haya frío en las casas,
que haya miedo en las calles,
que haya rabia en los ojos.
No quiero
que en los labios se encierren mentiras,
que en las arcas se encierren millones,
que en la cárcel se encierre a los buenos.
No quiero
que el labriego trabaje sin agua,
que el marino navegue sin brújula,
que en la fábrica no haya azucenas,
que en la mina no vean la aurora,
que en la escuela no ría el maestro.
No quiero
que las madres no tengan perfumes,
que las mozas no tengan amores,
que los padres no tengan tabaco,
que a los niños les pongan los Reyes
camisetas de punto y cuadernos.
No quiero
que la tierra se parta en porciones,
que en el mar se establezcan dominios,
que en el aire se agiten banderas,
que en los trajes se pongan señales.
No quiero
que mi hijo desfile,
que los hijos de madre desfilen
con fusil y con muerte en el hombro;
que jamás se disparen fusiles,
que jamás se fabriquen fusiles.
No quiero
que me manden Fulano y Mengano,
que me fisgue el vecino de enfrente,
que me pongan carteles y sellos,
No quiero
amar en secreto,
llorar en secreto,
cantar en secreto.
No quiero
que me tapen la boca
cuando digo NO QUIERO.


La paz

En la Haya hay un palacio
de soberbia arquitectura:
es el templo de la Paz,
la Divinidad futura.
Pero desde que los soberanos
hay hospeda la Diosa,
no hemos vuelto más, los humanos,
a contemplar su belleza.
Y me temo que ese palacio,
de tan magistral fachada,
sea ​​una cárcel donde la Paz
habrá vivir engrillonada.

La ilustración es de Marcela Vargas.


SENTIMENTOS

O conto de "Wangari e as árbores da paz".   



 














No hay comentarios:

Publicar un comentario